Qué hace un buen plan estratégico

Un plan estratégico no debe confundirse con un plan de negocio. Un plan de negocio consiste en establecer objetivos a corto o medio plazo y definir los pasos necesarios para alcanzarlos. Un plan estratégico suele centrarse en los objetivos a medio y largo plazo y explica las estrategias básicas para alcanzarlos.

El propósito de la planificación estratégica es establecer objetivos generales para su empresa y desarrollar un plan para alcanzarlos. Implica apartarse de las operaciones cotidianas y preguntarse hacia dónde se dirige la empresa y cuáles deben ser sus prioridades.

Tomar la decisión de hacer crecer un negocio significa asumir los riesgos que conlleva el crecimiento. Dedicar tiempo a identificar exactamente a dónde quiere llevar su empresa -y cómo llegará hasta allí- debería ayudarle a gestionar esos riesgos y a tomar las riendas del proceso de crecimiento.

A medida que su empresa se hace más grande y compleja, la formulación de la estrategia tendrá que ser más sofisticada. Para ello, puede empezar a recopilar y analizar una gama más amplia de información sobre su empresa, tanto sobre su funcionamiento como sobre la evolución de las condiciones en sus mercados actuales y potenciales.

Elementos de la planificación estratégica

También puede extenderse a los mecanismos de control para guiar la aplicación de la estrategia. La planificación estratégica cobró importancia en las empresas durante la década de 1960 y sigue siendo un aspecto importante de la gestión estratégica. La ejecutan los planificadores estratégicos o estrategas, que implican a muchas partes y fuentes de investigación en su análisis de la organización y su relación con el entorno en el que compite[1].

Leer más  Diseño uxui que es

La estrategia tiene muchas definiciones, pero en general implica el establecimiento de objetivos estratégicos, la determinación de acciones para alcanzar los objetivos y la movilización de recursos para ejecutar las acciones. Una estrategia describe cómo se alcanzarán los fines (objetivos) con los medios (recursos). La dirección de una organización suele ser la encargada de determinar la estrategia. La estrategia puede ser planificada (intencionada) o puede observarse como un patrón de actividad (emergente) a medida que la organización se adapta a su entorno o compite.

La estrategia incluye procesos de formulación y ejecución; la planificación estratégica ayuda a coordinar ambos. Sin embargo, la planificación estratégica es de naturaleza analítica (es decir, implica “encontrar los puntos”); la formación de la estrategia en sí misma implica la síntesis (es decir, “conectar los puntos”) a través del pensamiento estratégico. Como tal, la planificación estratégica se produce en torno a la actividad de formación de la estrategia[1].

Planificación estratégica pdf

Esta es una de las razones por las que la ejecución estratégica suele tardar demasiado y costar más de lo previsto inicialmente. De hecho, sólo el 8% de los líderes de estrategia informan de una tasa de éxito del 90% o más en las iniciativas estratégicas a largo plazo.

Es fácil confundir la esencia de la estrategia con un plan estratégico más detallado, especialmente cuando las condiciones cambian rápidamente y el horizonte de cambio es corto, pero la tarea nº 1 es conocer la diferencia y saber por qué es importante.

Si es responsable de una estrategia funcional, eso significa crear marcos estratégicos centrados sólo en lo que es material. Concéntrese en los supuestos críticos, las métricas relevantes y las iniciativas clave que su función necesita para contribuir eficazmente a los objetivos de la organización, incluso cuando éstos cambian.

Leer más  Crear pagina web para ganar dinero

Ignorar o devaluar estas áreas de disrupción, ahora o a largo plazo, podría dejar lagunas críticas en su proceso de planificación estratégica, al pasar por alto tanto las amenazas como las oportunidades para su propuesta de valor y su posicionamiento competitivo.

Los ejecutivos de todas las funciones y equipos pueden utilizar este constructo TPESTRE para identificar las tendencias clave -desde la experiencia humana aumentada hasta las organizaciones impulsadas por el propósito y la sostenibilidad habilitada digitalmente- y analizar su impacto, así como construir supuestos estratégicos a medida que comienzan a trazar las acciones que podrían ser necesarias en términos de modelos de negocio, personas/capacidades y sistemas de TI.

Planificación estratégica en marketing

La mayoría de los directivos pueden beneficiarse de tener un plan estratégico. El proceso de elaboración de un plan ayuda al directivo (y al equipo) a dar un paso atrás y examinar dónde están, adónde quieren ir y cómo es más probable que lleguen. En ausencia de un plan, el trabajo sigue haciéndose día a día, pero a menudo carece de sentido y prioridad.

Harley-Davidson, Inc. es una empresa internacional orientada a la acción, líder en su compromiso de mejorar continuamente nuestras relaciones mutuamente beneficiosas con las partes interesadas (clientes, proveedores, empleados, accionistas, gobierno y sociedad). Harley-Davidson cree que la clave del éxito es equilibrar los intereses de las partes interesadas mediante la capacitación de todos los empleados para que se centren en actividades de valor añadido.

Mientras que una visión describe la forma en que usted ve su negocio a sus clientes y partes interesadas, una declaración de misión describe lo que usted hace actualmente. Suele describir lo que hace, para quién y cómo. Centrarse en su misión cada día debería permitirle alcanzar su visión. Una declaración de misión puede ampliar sus opciones o reducirlas.