Maquinas de reciclaje con incentivos

Máquina expendedora inversa cerca de mí

Los contenedores de reciclaje inteligentes que recompensan a las personas por el uso adecuado podrían ayudar a aumentar la tasa de reciclaje de plástico, reduciendo la cantidad de plástico que va a parar a los océanos y a los vertederos, y creando oportunidades de negocio a partir del reto de reducir los residuos.
Energía06 de octubre de 2021Las islas europeas lideran la transición hacia las energías limpias El sol, el viento y las olas alimentan las islas europeas y son un brillante ejemplo para el mundo de lo que se puede hacer cuando se aprovecha el poder de los lugareños.
Entrevista10 de septiembre de 2021Q&A: Es hora de poner la naturaleza en el centro de lo que hacemosLa clave es dejar que la naturaleza nos guíe, dice Jean-Eric Paquet, Director General de Investigación e Innovación de la Comisión Europea

Máquina expendedora inversa

En 2013, Zero Waste Scotland financió una serie de proyectos piloto de “reciclaje y recompensa” para probar el aumento del reciclaje de envases de bebidas de un solo uso mediante la oferta de incentivos. Esto siguió a un compromiso del manifiesto del Gobierno escocés de poner a prueba tales sistemas y apoyar el desarrollo de una infraestructura de reprocesamiento de circuito cerrado de cosecha propia en Escocia. También refleja la estrategia nacional sobre la basura, que señala que ésta puede convertirse en un recurso para Escocia y destaca la necesidad de explorar opciones para aumentar la cantidad, la calidad y la variedad de los materiales reciclados.
Los proyectos se llevaron a cabo en diferentes lugares “sobre la marcha”, como universidades, escuelas y tiendas, así como en un festival y un centro de reciclaje. Se apoyó a ocho organizaciones en 12 lugares de prueba diferentes en Escocia.
Dos de los proyectos consistían en sistemas de devolución de depósitos, en los que los consumidores pagaban una cantidad extra al comprar un artículo y se les reembolsaba cuando devolvían el envase para su reciclaje. Los otros proyectos ofrecían una simple recompensa por devolver un contenedor. Todos los sistemas utilizaban máquinas de devolución de envases.

Leer más  Cuando se creo youtube

Comentarios

Las primeras 10 máquinas RECICLOS, desarrolladas por la empresa de gestión de residuos sin ánimo de lucro Ecoembes, ya están en funcionamiento en el Área Metropolitana de Barcelona, en diferentes estaciones de tren, y otras cinco se instalarán en las próximas semanas.
Antes de que finalice el año, otras 100 máquinas estarán en funcionamiento en todo el país y permitirán a los ciudadanos reciclar las botellas, latas y otros envases que consumen cuando salen de casa.
Nieves Rey, directora de Comunicación de Ecoembes, ha declarado: “Con la llegada de estas máquinas queremos acercar aún más el hábito del reciclaje a los ciudadanos, llevándolo a aquellos lugares donde pasan parte de su tiempo. Además, premiarán a aquellos recicladores que hayan adoptado este gesto y animarán a otros a empezar a hacerlo”.
El reciclaje de botellas, latas y otros envases no sólo es beneficioso para nuestro planeta, ya que permite ahorrar materias primas, agua y energía y reducir las emisiones de gases de efecto invernadero, sino que también genera más oportunidades de empleo.

Máquina expendedora de reciclaje de latas de aluminio

Seguramente habrá notado las letras “CRV” junto a “5¢” en sus botellas y latas. Eso es el Valor de Canje de California, que le indica que le pagarán 5 céntimos si las lleva a un centro de canje. El proceso es sencillo: introduce tus envases vacíos en una máquina de reciclaje de botellas/latas y recibe un vale por su valor. Desgraciadamente, la mayor empresa de canje de reciclaje de California acaba de cerrar todos sus centros, así que cada vez es más difícil reciclar por aquí. Ahora me costará una hora de coche reciclar mis envases en una zona a la que no tengo ninguna otra razón para ir.Otros países, sin embargo, están haciendo grandes innovaciones en materia de reciclaje, y se están centrando en aumentar las oportunidades de reciclaje donde la gente ya se desplaza. En 2012, China puso en marcha un programa piloto en su capital, Pekín. Instalaron máquinas de reciclaje en el metro, y cada vez que un viajero introducía un envase reciclable en la máquina, recibía un crédito en su tarjeta de viaje. El éxito de la prueba de Pekín animó a otros países a poner en marcha programas similares. Australia comenzó a instalar máquinas para reciclar plástico y aluminio en 2017, que ofrecen una amplia variedad de recompensas, desde comida rápida, hasta entradas para conciertos, pasando por millas aéreas. (Nos gusta mucho esto último. Pagar los viajes en avión reciclando es una forma estupenda de reducir la enorme huella de carbono que producen los aviones).