Las vigilias y la muerte de Regan Russell

¡Difunde!

Partido Vegano - Las vigilias y la muerte de Regan RussellLas vigilias son una forma de activismo que visibilizan la esclavitud animal y el transporte de animales hasta el lugar donde los asesinarán. Recientemente, Regan Russell, una conocida activista en vigilias, ha sido atropellada por un camión que transportaba animales.

Una reflexión sobre las vigilias y la muerte de Regan Russell

En el día de hoy, el Partido Vegano desea hacer un llamamiento a la reflexión y a la buena acción de los activistas veganos. Quienes somos veganos y promovemos el veganismo somos la única defensa que tienen los animales ante su explotación y esclavitud. Por ello, tenemos que actuar con templanza y criterio si queremos ejercer acciones eficaces que consigan salvar vidas y acabar con la esclavitud animal.

Recientemente ha ocurrido un suceso lamentable: una conocida activista, Regan Russell, ha sido atropellada por un camión que transportaba animales vivos hacia un matadero. Su muerte es realmente lamentable y debería haberse evitado. Debido a este hecho tan trágico, nos gustaría invitaros a la reflexión de que ni los camiones, ni los mataderos ni los matarifes son el problema del especismo por el que Regan Russell perdió la vida.

Los animales que, a diario, van en cientos de camiones en todo el mundo con destino al matadero son la consecuencia de que la sociedad considere necesario y correcto el consumo de animales.

Las vigilias tienen su utilidad porque logran mucha visibilidad respecto a la esclavitud animal. Para quien esté muy alejado del movimiento ver en televisión algo así puede resultarle muy chocante. No pasa desapercibido que gente de todas partes se reúna para despedir a los animales antes de su muerte y que reaccionen con esos animales como si fueran humanos. Por otro lado, las vigilias también pueden perjudicar a los animales involucrados porque incrementan su estrés por los llantos y las emociones a flor de piel de los activistas y alargan su agonía.

Partido Vegano - Camión frigorífico durante una vigilia - Transporte de animales vivos y muertosVigilia en la ciudad de Glasgow. Pasaban algunos camiones refrigeradores y otros con animales vivos en las cercanías de un matadero local. Los transportistas suelen avisarse entre ellos para cambiar de ruta con el propósito de eludir a los activistas. Cuando se para un camión, los animales suelen asustarse a causa de la tensión en el ambiente y ello les genera un gran estrés que prolonga su agonía.

¿Son efectivas las vigilias?

Si de verdad queremos salvar vidas y lograr el cese de toda forma de explotación animal, no basta con ir a las puertas de un destino inevitable para las víctimas no humanas. La muerte, intencional o no, de Regan Russell y el asesinato de los animales que iban en el camión no deja de ser una consecuencia del principal problema: el especismo.

Para terminar con el perverso régimen de la esclavitud animal, debemos enfocarnos en evitar que la sociedad financie la crianza y asesinato masivo y sistemático de tales animales. Aunque los activistas involucrados en las vigilias deseen lo mejor para los animales y quieran ayudarlos en el último trance de sus vidas, debemos replantearnos si en este tipo de acciones van más enfocadas hacia nuestra fortaleza anímica más que a los deseos de animales hacinados y temerosos de cualquier ser humano.

Conclusión

Los activistas que participan en vigilias encuentran que estas actividades refuerzan la razón de por qué dieron el paso hacia el veganismo y los motiva a seguir adelante. Por desgracia, los animales terminan igualmente muertos y estas acciones no sirven para evitarlo.

Por todo ello, desde el Partido Vegano promovemos el activismo educativo y enfocado a la transformación social para así llegar a las raíces del problema. El maltrato animal, la cosificación, la explotación animal y todo tipo de atrocidades son las consecuencias de que los seres humanos nos consideremos superiores a los demás animales por una transmisión cultural. No basta con pedir un mejor trato ni con criticar el transporte de animales vivos. Ni tampoco tiene sentido promover la práctica del veganismo por salud o medio ambiente, las granjas ecológicas, los sellos de Bienestar Animal, ni pedir gallinas sin jaulas ni alegar que estos cambios perjudiquen a la industria; no lo hacen de ninguna manera y en ninguna forma.

La esclavitud animal seguirá vigente mientras los veamos como seres inferiores que están a nuestro servicio. Todos los animales merecen respeto porque sienten, padecen, tienen voluntad, deseos y conciencia. Reducir sus intereses inalienables al «sufrimiento», como a menudo lo enfocan las organizaciones bienestaristas que organizan vigilias, incurre en el mismo error que los oprime.

El bienestarismo no reconoce que los animales deseen ser libres de nuestra dominación, merezcan derechos legales; sino que promueve explotaciones compasivas y maneras de explotarlos que eviten gran parte de su sufrimiento. Ello es incompatible con los Derechos Animales.

D.E.P. Regan Russell

¡Ayúdanos a romper cadenas!


¡Difunde!