Día Internacional contra la Trata de Personas

¡Difunde!

Partido Vegano - Día Internacional contra la Trata de Personas - Víctimas animalesEl Día Internacional contra la Trata de Personas nos recuerda que la trata de animales sigue siendo legal y vigente en todo el mundo. Los animales son personas de otras especies.

La trata de personas debe incluir a los animales

El 30 de julio es el Día Internacional contra la Trata de Personas. Desde el Partido Vegano deseamos tomar este día para lanzar una crítica sobre la injusticia y la disonancia humana cuando alguien se posiciona contra injusticias humanas y no lo hace cuando las víctimas no lo son.

La trata de personas suele definirse como la venta de seres humamos como esclavos o su explotación como medios o recursos de intercambio. Incluye acciones injustas como la esclavitud, la prostitución forzada (trata de blanca), la pederastia (niños puestos en manos de violadores) o los matrimonios concertados (niños vendidos por sus padres). Los niños, en específico, también padecen graves acciones como la mutilación genital o la manipulación de sus orejas.

Mientras que la trata de personas —referida a humanos— es ilegal en la mayor parte de los países del mundo —y debiera serlo en todos— toda forma de trata y de explotación animal es legal incluso en el país más desarrollado.

Si entendemos que la trata de personas está mal porque implica mercadear con un individuo y utilizarlo como un objeto al servicio de otros, la trata de animales, su explotación y su esclavitud es igualmente injusta. No existe ninguna diferencia práctica entre una niña vendida por una lavadora o un macaco vendido para que un humano con posibles lo tenga como mascota (esclavo de compañía exótica).

No en vano, la mayor trata de personas de la historia aconteció cuando la esclavitud humana era legal. Considerar que esclavizar humanos es incorrecto pero que esclavizar animales es correcto incurre en especismo.

Que seamos de especies distintas no es un criterio válido porque nuestras diferencias biológicas no cambian el hecho de que todos los animales sienten, padecen y desean vivir como nosotros. Si entendimos que el sexo o la raza no eran criterios válidos por esta misma razón, ahora estamos en la obligación de dar un paso más y de desterrar nuestro antropocentrismo y nuestra visión de los animales como seres que existen para servirnos o a modo de recursos potencialmente explotables.

Por todo ello, en el Día Internacional contra la Trata de Personas, el Partido Vegano desea reivindicar que todos los animales son personas en un sentido ético —individuos que merecen respeto— y que, a diferencia del caso humano, su trata es todavía legal en todo el mundo y bien vista incluso por aquellos que son víctimas de otras opresiones y de quienes se consideran justos y justicieros. El veganismo es el principio ético mínimo que debemos cumplir para ser justos con los animales.

¡Ayúdanos a romper cadenas!


¡Difunde!